EQUIPOS Y COMPONENTES

Intercambiador de calor de placas

Los intercambiadores de calor constan de una serie de placas paralelas que se colocan una encima de la otra formando una serie de canales por donde circulan los fluidos. Son utilizados en una amplia gama de procesos debido a su diseño compacto y a que poseen una superficie de intercambio muy grande en comparación a su volumen. Además, puede modificarse según los requisitos aumentando o disminuyendo el número de placas.

En los intercambiadores de placas el espacio entre dos placas adyacentes forma el canal por donde fluye el fluido. Los orificios de entrada y salida se sitúan en las esquinas de las placas permitiendo que los tanto el producto como el fluido de intercambio térmico circulen por canales alternos en el intercambiador de modo que una placa esté siempre en contacto de un lado con el fluido caliente y el otro con el frio. Estas placas están onduladas para aumentar la turbulencia, la superficie de intercambio térmico y proporcionar rigidez mecánica al intercambiador. La configuración en serie se utiliza cuando se dispone de un bajo caudal para cada fluido y un salto térmico elevado, produciendo una mayor pérdida de carga. La configuración en paralelo con canales a contracorriente, más comúnmente usada, se utilizada para caudales altos con diferencias de temperaturas moderadas.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.
ACEPTAR

Aviso de cookies